Diego Pasjalidis: “En la economía del conocimiento que se viene, el rol docente es fundamental”



El reconocido experto en innovación y transformación digital estuvo en el auditorio que Ticmas montó en la última edición de la Feria del Libro y reflexionó sobre cómo ejecutar ideas y pensar en nuevos paradigmas para transformarnos.


Especialista en Estrategias e Innovación, Ingeniero Industrial y Magister en Dirección de Empresas, además de profesor y conferencista; actualmente es el Head of Innovation & Digital STEFANINI Argentina. Ese es parte del impresionante currículum de Diego Pasjalidis que estuvo en el auditorio que Ticmas levantó en la última edición de la Feria del Libro y charló con Patricio Zunini sobre la transformación digital presente y qué nos depara el futuro próximo.

¿De qué hablamos cuando hablamos de innovación? Esa fue la primera pregunta con la que se inició la conversación. Una palabra que a veces parece abarcar mucho, pero que no siempre están claros sus límites. “Innovación es valor diferencial”, aseguró Pasjalidis y agregó: “Por un lado, todos tenemos la creatividad, la capacidad que tenemos todos de generar ideas (...) la innovación es cuando esas ideas se aplican y generan un valor diferencial. Las dos palabras: valor ¿qué quiere decir? Que yo apliqué una idea y a vos te está dando una solución interesante, a una empresa le genera un negocio, a una organización le genera un beneficio; y diferencial es porque ese valor no se lo está dando otro. Le estás dando vos algo diferente. Entonces, de alguna manera la innovación consiste en aplicar las ideas”.


Innovar es trabajar en equipo

“El innovador necesita trabajar en equipo fuertemente porque tiene que hacer que esa idea se implemente. La tiene que fabricar, producir, vender, distribuir, comunicar. Entonces estas dos personas [creador e innovador ], que a veces pueden ser la misma necesitan trabajar en conjunto, sino lo que pasa es que la idea queda en el aire”, aclaró el especialista.

Otro dato importante para pensar la innovación es que muchas veces es difícil de controlar. “Vos tenés una innovación que está relacionada con los que vos hacés. Ticmas es innovación en educación, estás cambiando la forma en la que se está comunicando, educando, se está transmitiendo el conocimiento; ahora vos también podés disrumpir en lo que es el modelo de negocios. Sacar un producto totalmente loco, que de alguna manera cambia la forma en la que se hacen las cosas. Por ejemplo, Internet cuando surgió fue una disrupción. Nadie estaba haciendo pequeñas mejoras a algo y de golpe dijo ¡tengo internet!”

“Cuando la innovación es relacionada es mucho más fácil porque vos tenés cuatro caminos: eliminar, reducir, incrementar y crear (ERIC)”, en cambio cuando es necesario hacer saltos “más cuánticos” la clave está con romper ciertos moldes que es “cuando se une la ciencia con la tecnología” y la clave está en aprender de la falla para mejorar e innovar.




Los tres chiflados

“Hay sectores que cambian tan rápido que no innovar es una decisión; o sí, pero es una decisión muy arriesgada. Te voy a citar a los tres chiflados que son gurúes de la innovación (...) En su momento estaban los tres chiflados en el servicio militar. Los forma el General, obviamente a ellos tres y a los que estaban ahí y dice necesito tres voluntarios para ir a la guerra. Que den un paso al frente. Los tres chiflados se quedaron parados quietos; el resto dio un paso atrás; obviamente mandaron a los tres chiflados porque tomaron una decisión que es no hacer nada. Es un riesgo la innovación”, explicó Pasjalidis.

Y sumó: “Cuando hay sectores que evolucionan mucho como los de telecomunicaciones o que tienen que ver con tecnología, están permanentemente innovando”. Esta necesidad de estar chequeando que ocurre alrededor se conoce como “vigilancia tecnológica”.


“Hoy y el futuro demandan a los docentes habilidades muy diferentes para las cuales estábamos tradicionalmente, me incluyo, preparados”.


Escuela e innovación

“Hoy y el futuro demandan a los docentes habilidades muy diferentes para las cuales estábamos tradicionalmente, me incluyo, preparados”, planteó el experto.

“Antes era estamos enseñando o transmitiendo información, o un conocimiento. Hoy lo que necesitamos es administrar ese conocimiento, entender que dentro de ese grupo de chicos todos los chicos son diferentes, tienen habilidades distintas. Ayudarlos a utilizar las herramientas soft, la creatividad, que se equivoquen (...) ¿Cuál es el modelo hoy? En aquello que están brillando los chicos, funciona en lo que vos le detectás una pasión, una facilidad. Ahí es donde tiene que poner el ojo el docente”, aseguró Pasjalidis.

Y subrayó que el rol del docente actual es más el de facilitador, inspirador además de tener la responsabilidad de transmitir conocimiento.



Transformación digital

Ya no es un secreto que desde hace varios años --por no decir al menos un década-- que el futuro del trabajo está en nuestro presente y que hay empleos nuevos que se están gestando, otros transformándose y otros en vía de desaparecer. Pasjalidis reflexionó: “Primero todo lo que tiene que ver con el aspecto físico, lo que implica movimiento de cosas, empujar, transportar, hacer fuerza. Esa es la primera etapa de la transformación. Esa es la que se conoce como la industria 4.0, que son todas las tecnologías que son robots, automatización de procesos, etc. La tecnología no solo desplaza ciertas actividades, crea nuevas oportunidades. Hoy hay nuevas profesiones que están surgiendo por la tecnología. Hay gente que se está entrenando para manejar drones, por ejemplo (...) Y después esta transformación se va a empezar a dar en ciertas actividades humanas”.

“Los docentes, por supuesto, van a seguir enseñando. Y de hecho en la economía del conocimiento que se viene, el rol docente es fundamental. Pero ciertas actividades que antes las tenían que hacer de manera física, con determinados recursos que hoy lo pueden hacer a través de una plataforma. Eso hace que se empiecen a cambiar las formas, los modos, los procesos”, indicó Pasjalidis y resumió: “La tecnología elimina actividades, desplaza ciertas funciones y crea nuevas posibilidades. De hecho la transformación digital está muy muy pegada a la innovación, pero aplica más tecnología”.


Qué estudiar

Zunini recordó que cuando Carlos Palotti, Director de la Universidad de la Punta, visitó el auditorio de Ticmas instó a que los chicos estudien programación. Sin embargo, Pasjalidis no coincidió: “Yo lo primero que le preguntaría a tu hijo es qué lo hace feliz, porque si a tu hijo lo hace feliz la música va a tener posibilidades de desarrollarse. De hecho el arte es una de esas actividades que va a crecer y está creciendo. Imaginate… Vivimos más, somos más eficientes. No hace falta que vayamos a trabajar como íbamos todos los días (...) Cuando uno entiende qué es lo que mueve la pasión, si le gusta, qué le gusta, dónde está su pasión; y a partir de eso existen carreras alternativas a la programación. Puede aplicar la pasión en distintas carreras”.

“No es solo estudiar programación. Los diseñadores gráficos que hasta hace poquito tiempo decían está apareciendo cierta tecnología que me está reemplazando, que la gente diseña sus cosas. Hoy volvieron con todo lo que es Design Thinking, que veo que en Ticmas trabajan muchísimo”, ejemplificó Pasjalidis y explicó: “El Design Thinking son métodos de diseño gráfico que se aplican a la programación (...) Tenés biólogos, filósofos trabajando en tecnología y hacen lo que les gusta. Por eso, hay que tener cuidado . La tecnología es un medio, es una forma que hoy parece que viene el futuro y que se encara por ese lado, pero atrás de eso hay muchas carreras que van a tener un fuerte desarrollo”. Por otro lado, el experto puso el foco en que estamos en un período de transición, ya que justamente la idea de “transformación digital” es algo permanente.


Entrevista publicada en Infobae.

2 visualizaciones0 comentarios